Actualizado 19 / 06 / 2018

buscar en guerrillero

Facebook Twitter Youtube  Rss 

22ºC
31ºC
Estado del tiempo en Pinar del Río

Jorge Luis Moracén: Nueva perla del boxeo pinareño

Jorge Luis Moracén

Jorge Luis Moracén

A sus escasos 16 años, Jorge Luis Moracén, tiene muy claro su futuro: “Quiero ser campeón olímpico”.

Su aspiración, en lugar de sorprenderme, me parece justificada, pues el joven púgil ha crecido a la vera de su hermano Roniel Iglesias, titular bajo los cinco aros en Londres 2012. “En la familia siempre me lo ponen como ejemplo, ese es mi espejo, tengo que llegar a ser igual o mejor que mi hermano”, confiesa en tono que denota una seguridad difícil de apreciar en alguien de su edad. Aun cuando le gustaba el boxeo, su primera pasión fue el fútbol, disciplina que practicaba regularmente con el resto de los niños de la Calle Proyecto, en el kilómetro uno de la carretera a Luis Lazo. “Empecé a boxear en primaria con Yoresky, entrenador de la escuela Camilo Cienfuegos, pero en un momento me desvié para el fútbol, el que me impulsó a seguir y entrar a la EIDE fue el profesor Carmelo”. Se refiere al actual Comisionado de Boxeo en Pinar del Río, Carmelo Hidalgo, quien sentado a su lado durante la conversación, nos cuenta como descubrió a la joven promesa. “Lo vi peleando por primera vez en 2012, justo al regreso de Roniel de la olimpiada, en un cartel sorpresa que organizamos frente a su casa. “Ese día él se puso se puso los guantes e inmediatamente le vi unas condiciones tremendas, así que le dije a todo el mundo: este va a ser grande en el boxeo”. Después de no pocos avatares, Moracén lograría en el siguiente curso escolar, matricularse en la Escuela de Iniciación Deportiva, Ormani Arenado de Pinar del Río. Sin mucha dilación el bisoño atleta haría honor a la confianza depositada en él, obteniendo en su primer año en el centro, la medalla de oro en los Juegos Escolares Nacionales, cita en la que también se agenciaría la condición de mejor atleta. “Hasta ahora he ganado dos nacionales y obtuve un segundo lugar. En el primer año lo hice en 38, el segundo en 42 y el tercero alcancé plata en 50”. Esa proeza, lo coloca como uno de los pocos boxeadores en Cuba que ha logrado subir al podio de premiación, en tres pesos diferentes durante su paso por las categorías inferiores. Su rápida proyección le colocó rápidamente en la mira de los entrenadores de la de la Escuela Nacional, centro donde estudia desde hace ya dos años. “Me levanto todos los días a las cinco de la mañana, corro ocho quilómetros, desayuno y a las nueve ya estamos en la segunda sesión de entrenamiento que es con el guante, cuando termino me baño, almuerzo y me voy para el decente”. Consciente de la importancia de no descuidar este último aspecto asegura: “Nunca he suspendido y sé que tengo que llevar el entrenamiento y el estudio juntos, porque allá si no tienes buen resultado docente te pueden expulsar y ahí se termina la carrera”. A pesar de visitar su casa solo 48 horas cada 15 días y de que el rigor del alto rendimiento le ocupa el tiempo que quizás otros adolescentes de su edad invierten en salidas a centros nocturnos, ver televisión o recrearse de disímiles maneras, Jorge Luis no lamenta el camino elegido. “Si se quiere ser un gran boxeador hay que sacrificar todo eso, ya después tendré tiempo para ir a discotecas, a lugares y podré tener una vida asegurada”. Justo mientras escribo estas letras, Jorge Luis busca su cuarto metal dorado en los Juegos Escolares Nacionales, lo consiga o no, de lo que sí estoy seguro es que de este talentoso púgil, oiremos hablar mucho en el futuro cercano.

Sobre el Autor

Victor Manuel Blanco González

Victor Manuel Blanco González

Licenciado en Periodismo en la Universidad de Pinar del Río, Hermanos Saíz Montes de Oca.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Red 2.0

Aplicación móvil
Extensión para su navegador

Periódico Guerrillero