Actualizado 22 / 09 / 2018

buscar en guerrillero

Facebook Twitter Youtube  Rss 

22ºC
32ºC
Estado del tiempo en Pinar del Río

Alergia en los ojos

Mujer con alergia en los ojos

Si pensabas que el goteo nasal o los estornudos eran los únicos síntomas de alergia, estás equivocado. El hecho de amanecer un día con los ojos enrojecidos, que te pican, arden o lagrimean y con los párpados inflamados, también son indicios de una alergia ocular o quizás de una conjuntivitis alérgica.

La reacción alérgica en los ojos ocurre cuando estos entran en contacto con ciertos compuestos que el sistema inmunológico (encargado de defender al organismo) reconoce como extraños. De momento, lavar los ojos con agua fría puede aliviar los síntomas, pero a largo plazo necesitarás identificar qué te la produce y aprender a combatirlos. El medio ambiente del campo y de la ciudad contiene una gran cantidad de desencadenantes. Entre los principales factores de esta enfermedad se hallan el polvo, el polen, el pelo de animales, las plumas de aves, los perfumes y la humedad. Además de los productos cosméticos para ojos, como delineador, lápices y sombras para párpados, la contaminación ambiental, los factores hereditarios y el contacto con agua estancada. Los ojos son órganos muy sensibles y delicados. Cualquier cosa que los irrite resulta extremadamente molesta, y aunque en casos graves pueden lesionar la córnea, regularmente se manifiestan de forma simple. Existen dos tipos de alergia ocular: la estacional y la perenne. La primera sucede en algunas estaciones del año, que coinciden con las épocas en que hay más esporas y polen en el aire (primavera u otoño), mientras que la segunda ocurre durante todo el año. Se dice que, por lo general, la persona alérgica puede reconocer qué le provoca ese malestar: un paseo por el jardín, aspirar polvo, cargar a una mascota o estar expuesta a algunos productos de limpieza. Pero si las causas no resultan obvias, a veces, una prueba de sangre puede determinarlas con mayor facilidad. Para prevenirlo lo más importante es evitar o limitar el contacto con las sustancias que podrían causarlas y seguir una serie de recomendaciones relacionadas con estas. También un tratamiento médico posibilitará mejorar tu salud.

Sobre el Autor

Magda Iris Chirolde López

Magda Iris Chirolde López

Licenciada en Periodismo en la Universidad Hermanos Saíz de Pinar del Río, Cuba.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Red 2.0

Aplicación móvil
Extensión para su navegador

Periódico Guerrillero